Ayer tuve el placer de asistir en el Aula de la Naturaleza de Ermita Vieja, en Dílar, a las II Jornadas Formativas de Ecoescuela que se han celebrado en este presente curso 2016/17.
Aunque empezamos a las 9 de la mañana y acabamos a las 7 de la tarde, nos falto tiempo material para poder atar todos los cabos sueltos que quedan cuando un centro, especialmente uno como el nuestro, se enfrenta al gran reto de fomentar la Educación Ambiental.
No obstante, fue una jornada enormemente fructífera en la que, entre otras cosas, hicimos lo siguiente:

  • Intercambio de experiencias con especial protagonismos de estas dos:
    • Colegio Ave María Casa Madre cuya experiencia fue presentada por Julio Hernández que mostró el documento que resume cinco años de Ecoescuela (recientemente han solicitado la bandera verde de las ecoescuelas). En su intervención señaló los problemas de conservación de los anfibios y las actuaciones que han llevado en su centro para la reintroducción del gallipato en el valle del río Darro.
    • Pablo Acosta presentó la experiencia del IES La Madraza insistiendo en aspectos organizativos y de planificación.


De todo lo que hicimos, me quedo sin duda con la experiencia de nuestros compañer@s del IES la Madraza, un centro un poco más pequeño que el nuestro (600 alumnos), pero que son un ejemplo de que el tamaño de un centro no puede convertirse en una escusa a la hora de afrontar esta problemática.
Por ello, os invito a que consultéis su página web, en el apartado Ecoescuela, hay cosas increíbles que con sólo mostrarlas a vuestros alumnos y alumnas pueden servir para remover conciencias:
http://www.ieslamadraza.com/index.php?option=com_content&view=article&id=1094&Itemid=172
Si además tenéis tiempo, podéis ver este video en el que se explica cómo involucran al alumnado en la limpieza del centro, TODO UN EJEMPLO A SEGUIR:
https://www.youtube.com/watch?v=6f7D_l0NLGo&feature=youtu.be